domingo, junio 16, 2024
Local

Incremento salarial provoca alza en productos de la canasta básica

José Ruiz, secretario general de la Liga de Comunidades Agrarias y Sindicatos Campesinos expresó su preocupación sobre el aparentemente insuficiente impacto del reciente aumento del salario mínimo en México

El secretario general de la Liga de Comunidades Agrarias y Sindicatos Campesinos, José Odilón Ruiz Sánchez, expuso que de nada ha servido el incremento del salario mínimo diario de 207.44 pesos a 248.93 pesos porque se ha generado también un incremento de precios de los productos de la canasta básica, y ello hace que el salario no tenga capacidad de compra.

Dijo que este sector es integrado por campesinos y amas de cada, que se encuentran en situación de mayor vulnerabilidad económica y social, en relación con el resto del país, y eso hace que no pare la migración del campo a la ciudad y al extranjero, es una falsa idea de que el incremento al salario mínimo haya resuelto muchas necesidades.

Hay que recordar que en las comunidades rurales no hay esa posibilidad de que los campesinos, obreros y amas de cada puedan tener un salario diario de 248 pesos con 93 centavos, primero porque no hay quien se los pague, segundo, porque también ha aumentado en esa proporción los precios del frijol, arroz, leche, huevo, pastas, sal, y demás, incluyendo frutas y verduras, por lo que ese valor del salario no alcanza.

Muchos de los que viven en el medio rural no saben del incremento al salario mínimo y que nadie debe percibir un ingreso diario menor a esa cantidad, no tiene ingresos suficientes, además en los últimos días productos como el tomate, la cebolla y otros han subido los precios, arriba de 40 pesos el kilogramo, lo más difícil es para los campesinos que no cobran un salario mínimo, vienen cobrando 150 pesos en el mejor de los casos, indicó Ruiz Sánchez.

Las familias del medio rural no tienen economía para pagar los altos costos de la canasta básica, este aumento no se está aplicando en su justa dimensión, en el campo hay un salario mínimo de 248.93 que nadie lo paga, la realidad es que le pagan menos a los campesinos y obreros, mientras que a las amas de cada nadie les paga, este aumento al salario mínimo ha generado una inflamación que le paga más a los sectores en mayor vulnerabilidad económica y social, viven una situación muy difícil, la migración no para, estamos viviendo tiempos muy difíciles y estamos viendo cada vez más gente en los Estados Unidos de América.

Lo que se haya dado en aumento y que lo cobren algunas personas lo ven en gastos de los productos básicos de su mesa, la gente privilegia la alimentación, lo ideal es que los empleadores hagan un mayor esfuerzo para un pago más justo del salario diario, hay que agregar que en detrimento de la economía del campo el precio de fertilizantes, semillas certificadas, agroquímicos, el aumento resulta insuficiente ante la crisis económica, la falta de circulante, reiteró el dirigente social.

En las colonias, en los pueblos, no alcanzan a ver reflejado los aumentos que generan los gobiernos a la burocracia de los poderes públicos, para los campesinos también hay agravios en su economía por la modificación constante del precio de los combustibles, además está por subir el costo de pasaje, estos aumentos al salario mínimo no nos beneficia a los agremiados a la CNC, los gobiernos deben poner atención al sector social, la economía del sector social está en desventaja en comparación con las ciudades, puntualizó.