domingo, julio 14, 2024
Deportes

La mujer de Toto Wolff denuncia los terribles ataques que han sufrido ella y su marido

El director de Mercedes y su mujer fueron objeto de investigación de la FIA

Susie Wolff ha salido al paso de las acusaciones vertidas hacia su figura y la de su marido, Toto Wolff, director de la escudería Mercedes. La FIA inició una investigación a ambos y la anuló sólo 48 después al considerar que no había ningún indicio posible para llevarla a cabo.

Varios jefes de equipos habrían solicitado a la FIA actuar ante la cercanía de Toto Wolff con varios elementos del máximo organismo y de su mujer, principal valedora del proyecto de la F1 Academy y presidenta del mismo. La FIA inició su investigación, los equipos mostraron su apoyo a través de comunicados oficiales independientes y el máximo organismo del motor decidió cerrar el caso en sólo dos días.

Una vez que el proceso de indagación sobre estos hechos ha finalizado, Susie Wolff ha querido mostrar su opinión de lo ocurrido y defenderse de las informaciones que le vinculaban con un supuesto conflicto de intereses con su marido, el director de la escudería Mercedes.

Comunicado de Susie Wolff sobre los hechos
Cuando vi la declaración emitida por la FIA ayer por la noche, mi primera reacción fue: «¿Qué es esto?».

Durante dos días, se han hecho insinuaciones sobre mi integridad en público y a través de sesiones informativas, pero nadie de la FIA me ha hablado directamente.

Podría haber sido un daño colateral en un ataque fallido a otra persona, o el objetivo de un intento fallido de desacreditarme personalmente, pero he trabajado demasiado duro para que mi reputación sea cuestionada por un comunicado de prensa infundado.

Hemos recorrido un largo camino como deporte. Estaba muy agradecido por el apoyo unificado de los equipos de Fórmula 1. He trabajado con muchas mujeres y hombres apasionados en Fl y la FIA, que tienen en serio los mejores intereses de nuestro deporte.

Sin embargo, este episodio ha tenido lugar hasta ahora sin transparencia ni rendición de cuentas. He recibido abusos online sobre mi trabajo y mi familia. No me dejaré intimidar y tengo la intención de hacer un seguimiento hasta que averigüe quién ha instigado esta campaña y ha engañado a los medios de comunicación.

Lo que pasó esta semana simplemente no es lo suficientemente bueno. Como deporte, debemos exigir, y merecemos, algo mejor.