viernes, junio 14, 2024
Mundo

Israel ordena evacuación de Gaza; ONU advierte de “consecuencias devastadoras”

El Ejército israelí quiere la movilización de más de 1 millón de personas en un lapso de 24 hrs ante posible operación terrestre. Desalojo en hospitales, algo “imposible”: OMS

En medio de una escalada del conflicto entre Israel y Hamás, el Ejército israelí emitió una orden de evacuación que abarca el norte de la Franja de Gaza, incluyendo la densamente poblada ciudad de Gaza. La medida implica el desplazamiento de más de 1 millón de personas, lo que sugiere la posibilidad de una operación terrestre inminente en la región. El comunicado militar enfatiza la importancia de la seguridad de la población civil y se ha anunciado en respuesta a los ataques de Hamás que dieron inicio a una guerra que se encuentra en su séptimo día.

La gravedad de la situación llevó al Ejército israelí a notificar a la Organización de las Naciones Unidas (ONU) que todos los residentes del norte de la Franja de Gaza deben abandonar la zona en las próximas 24 horas. Sin embargo, la ONU considera que evacuar a «aproximadamente 1.1 millones de personas» es «imposible» sin causar «consecuencias humanitarias devastadoras». Stéphane Dujarric, portavoz de la ONU, ha declarado que esta disposición representa un desafío logístico y humanitario sin precedentes.

Evacuación de Gaza: un dilema humanitario
Israel argumenta que muchas de las operaciones militares y los ataques con cohetes de las milicias palestinas se originan en Gaza Ciudad, un área densamente poblada con cerca de 600,000 habitantes. Por razones de seguridad, se insta a los civiles a abandonar la ciudad y solo se les permitirá regresar cuando las condiciones lo permitan. El Ejército israelí ha acusado a Hamás de utilizar a la población civil como «escudos humanos», una táctica que agrava aún más la situación.

La Franja de Gaza ya se encuentra al borde del colapso debido a los continuos bombardeos israelíes que han dejado un saldo de 1,572 muertos y 7,262 heridos. Además, el cerco total impuesto por Israel ha provocado una grave escasez de alimentos, combustible, electricidad y medicamentos.

ONU solicita la anulación de la orden
Todas las organizaciones humanitarias de la ONU han instado a Israel a revocar su orden de evacuar completamente el norte de Gaza en las próximas horas para evitar una catástrofe humanitaria. Tanto el personal de la ONU como los 440,000 desplazados que han buscado refugio en las instalaciones gestionadas por la organización se ven afectados por esta medida. La ONU está haciendo un llamado urgente a la comunidad internacional para intervenir y presionar a Israel en la revocación de la orden de evacuación.

El portavoz de la ONU en Ginebra, Rolando Gómez, declaró que altos funcionarios de Naciones Unidas, incluida su coordinadora humanitaria en la región, Lynn Hastings, están haciendo esfuerzos incansables para que las autoridades israelíes reconsideren esta orden. La ONU lamenta que hasta el momento 23 trabajadores humanitarios hayan perdido la vida en ataques israelíes en Gaza, incluidos once trabajadores de la salud y 12 empleados de la Agencia de Naciones Unidas para los Refugiados Palestinos (UNRWA).

La Organización Mundial de la Salud (OMS) alertó que evacuar los hospitales del norte de Gaza es imposible, ya que muchos pacientes podrían morir durante el traslado. Además, los hospitales en la parte sur de la Franja también están sobrepasados y carecen de capacidad para atender a más pacientes.

Tarik Jasarevic, portavoz de la OMS, dijo que mover a pacientes muy enfermos, incluyendo niños, que dependen completamente de apoyo médico vital para sobrevivir, y pedir al personal médico que evacúe, sería un acto de crueldad inaceptable.

El único corredor humanitario que se vislumbra como posible es el de Rafah, en la frontera con Egipto, el único punto de entrada que no está controlado por Israel. Sin embargo, Egipto ha mantenido cerrado este cruce durante varios días en respuesta a los ataques israelíes cercanos, lo que agrava aún más la situación.

Ofensiva militar y propuesta egipcia
La ofensiva militar israelí intensificó la presión sobre Gaza, causando una devastación generalizada en la región. Además de los fallecidos y heridos, numerosos edificios han sido destruidos, y la infraestructura vital, como las redes eléctricas y de agua, ha resultado gravemente dañada. Gaza se encuentra al borde de un colapso humanitario.

Las autoridades egipcias han propuesto una zona de seguridad en Rafah, cerca de la frontera con Egipto, para los desplazados que huyen de los bombardeos israelíes. Sin embargo, esta oferta parece haber sido rechazada por Israel, según fuentes de seguridad egipcias. Egipto también había propuesto un corredor humanitario para civiles desde Gaza hacia su territorio, pero Hamás lo rechazó argumentando que obligaría al pueblo palestino a abandonar su patria y representaría un nuevo desplazamiento.

El presidente egipcio, Abdelfatah al Sisi, instó a los habitantes de Gaza a «mantenerse firmes y permanecer en su tierra». El corredor humanitario propuesto sería a través del cruce de Rafah, que conecta Gaza con la península del Sinaí egipcio y es el único paso fronterizo del enclave palestino que no está bajo control israelí. A pesar de los llamamientos humanitarios para que Egipto abra este cruce, se ha mantenido cerrado durante varios días debido a los combates cercanos.

La situación humanitaria en Gaza es crítica, y la Oficina de Ayuda Humanitaria de la ONU hizo un llamamiento urgente de financiación por 300 mdd. El objetivo es proporcionar asistencia a cerca de 1.2 millones de habitantes de Gaza y cubrir sus necesidades más apremiantes, que incluyen alimentos, refugio, atención médica, acceso al agua, servicios de higiene y educación para los niños.